1. Mundogamers
  2. Noticias

Inventar el juguete del futuro

Cuando una idea se vuelve más grande de lo que su creador esperaba
Martes 21 de Agosto de 2012 por Alvaro Ondina

¿Qué ocurre cuando tienes una idea y, al llevarla a cabo, el resultado es inesperado? Simplemente diseñas un juego y las previsiones explotan y la orientación del camino que debía seguir cambia. Aún recuerdo cuando viendo Skylanders por primera vez, un niño se coló en la presentación y se puso a jugar entusiasmado por unas figuras que ponías sobre un portal y aparecían animadas en la pantalla.

 

Cuando ves esas figuras no puedes evitar recordar tu infancia y cómo, lejos de un mundo virtual, el entretenimiento consistía en comprar muñecos e inventar mil y  un aventuras que tu favorito acabaría de forma triunfal. Todo esto me hace pensar si Skylanders es algo más que un juego. Comprendía perfectamente, cuando me decían en Activision, que los muñecos se vendieran de una forma desproporcionada. Ajenos al juego, desde los ojos de un niño, un Skylander mola. Es una figura estática, si, pero son monstruitos simpáticos con poderes que hacen que los veamos como algo más que complementos de un videojuego.

 

Uno de los gigantes que nos mostró su poder en la Gamescom

 

Cuando era pequeño, estaban los Playmovil, los HE-MAN, los G.I. Joe, ¿pueden ser estas figuras el juguete del futuro? Estoy seguro de que no era el plan, que las ventas masivas de estos muñecos han dejado a un lado la aventura interactiva. Tanto que ahora los tenemos más grandes. No me gustaría despreciar el título, que es divertido como aquellos plataformas en 3D que nacieron en la primera PlayStation, pero tiene este valor añadido que nos plantea si un divertimento que creíamos muerto, tiene aún un hueco en estos tiempos. El muñeco de toda la vida.

 

Es curioso como un sector que está en continuo crecimiento y evolución, llega por accidente a potenciar la diversión de hace 20 años. En realidad puede que a la compañía le salga más rentable el negocio de generar incontables figuras que crear una saga larga. Me quedo recordando aquellos tiempos sin mandos ni discos donde la imaginación marcaba el guión del juego.


<< Anterior Siguiente >>