Matar en el videojuego

Infinitivos de nuestro ocio, vol.3

Matar en el videojuego

El matar en el videojuego ha sido un tema recurrente desde sus primeros pasos. Creo que el tiempo ha puesto cada cosa en su lugar, y aunque la violencia inherente en el mero hecho de quitar la vida a alguien exista, aunque sea de forma virtual, los jugadores hace mucho que aceptamos y asimilamos que el acto no tenía prácticamente nada que ver con el hecho real en ningún nivel del propio acto. Quizás el problema radica en la propia palabra usada.

 

No entraré en lo redundante de defender a los jugadores de videojuegos como pacifistas incapaces de matar a una mosca, pero sí entraré a hablar que en cualquier título, incluso en los que a priori parecen más inocentes, el asesinato es común. Lo tenemos tan normalizado que no nos extraña aplastar con nuestro orondo cuerpo una seta inofensiva o prender fuego con el poder de una extraña flor a una tortuga que pasaba por el escenario.

 

matanza de texas atari

La matanza de Texas en Atari 2600. Eso que sostiene es una sierra mecánica, mal pensados

 

El concepto de vida y muerte también merece ser estudiado con atención. El hecho de usar la palabra 'vida' para hablar de los intentos de un personaje para llegar a su objetivo no convenció a Disney en su momento y ese pensamiento invitó a Sega a que cambiase la palabra en sus recreaciones lúdicas por la palabra 'intento'. ¿Dónde se ha visto que el ratón Mickey pierda la vida? No sé, al final parece que todo se debe a que usamos palabras grandes para cosas pequeñas.

 

Lo hemos hablado muchas veces por aquí: el hecho de matar nos impacta tan poco que atesoramos momentos como el visto en el último Tomb Raider, en el que parece que Lara tiene que pedir hasta perdón para apretar el gatillo. Luego, según avanza el juego, la psique de jugador se apodera de ella y empieza el trigger-happy. No es extraño, y no es culpa de la señorita Croft: juegos y experiencias así han permanecido desde que el videojuego es videojuego.

 

mario matar

 

Eso sí, experiencias que pretenden ser más o menos reales acaban con un protagonista que suma más muertes en su contador que quince asesinos en serie reales. Por cierto, ¿los contadores de muerte no son algo bastante escalofriante si nos paramos a pensar su significado? Hay tantos elementos relacionados con el matar que son auténticas barbaridades pero que no somos conscientes por la mera representación del juego que resulta una locura no haber caído antes.

12 de Abril de 2013 a las 18:30 por Toni Piedrabuena
1
Comentarios
Comentar
    • Excelente articulo Toni. Recuerdo que siendo niño, mucho antes de estar influenciado por los videojuegos. Jugaba solo en casa con mis soldaditos de plástico, con los He-man y los GI Joe y se montaba unos combates donde había victorias pero también muertes. Cuando bajaba al parque a jugar con los amigos la mecánica no cambiaba mucho. Bajabamos con nuestras pistolas y rifles a... MATARNOS. Jugando por supuesto, pero ahí estaba la dichosa palabra "Te he dado, tienes que morirte".

      Si lo aislamos de su contexto es terrorífico pensar que unos chavales están en el parque jugando a matarse, pero eso es muy anterior a la cultura del videojuego. Está de alguna manera dentro de nosotros, porque la diversión radica de alguna manera entre ese dilema vida y muerte, ganar o perder, tú o yo. Por supuesto existen otros juegos de niños menos violentos pero al igual que en la industria del videojuego eso no es el mainstream.
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Ape Out Ape Out
Ape Out es un salvaje, intenso y colorido smash ‘em up sobre un escape primigenio, con violencia rítmica y un jazz frenético. Adquiere un impulso ...
La LEGO Película 2 El Videojuego La LEGO Película 2 El Videojuego
La LEGO Película 2 El Videojuego es el videojuego oficial de la película, que nos llevará a seguir unos pasos similares a los vistos en el film....