Los móviles como una plataforma más

O un extra

Los móviles como una plataforma más

Mi primer móvil fue un Motorola – inserte modelo aleatorio aquí –, lo recuerdo muy bien. No lo usaba ni para llamar, pues lo único que me interesaba de aquel estúpido cacharro era jugar al Snake. Tal videojuego lleva en el mundo desde la década de los 70 (y por supuesto precedido por Tetris), mientras que los móviles nacieron en los 80 (precisamente, con un Motorola, el DynaTAC) y el usuario tardó lo suyo en darse cuenta de que servían para algo más que para llamar y mandar mensajes. Con la llegada de Internet a los móviles, muchos nos descargábamos juegos antes que cualquier otra cosa – yo no, mi primerita descarga fue un salvapantallas de una boa constrictor con un elefante dentro – y, sobre todo, mucho antes de la llegada de WhatsApp.

 

Lo cierto es que eso no ha cambiado demasiado, y muchos de nosotros seguimos disfrutando de juegos en nuestros dispositivos móviles, entre los que ahora incluimos a las tablets, claro. Hay un abanico de videojuegos inmenso en iOS y Android, desde juegos creados por una sola persona hasta títulos que ya se han ganado su fama. Las grandes compañías fueron poco a poco subiéndose al carro de algo así, y a día de hoy los móviles son una plataforma más, aunque les ha costado lo suyo.

 

La pregunta, no obstante, es hasta qué punto forman parte los móviles del catálogo de consolas. Es decir, es más que evidente que un ordenador puede competir (y ganar) a Xbox One y a PlayStation 4 – y a los dos a la vez si hace falta – mientras que un móvil no tiene competencia. ¿O sí la tiene? Porque ahora que Nintendo (y digo Nintendo por mencionar una grande entre las grandes, pero desde luego no es la única) se está fijando más seriamente en los juegos para móviles, no sabemos si éstos podrán llegar a equipararse a los títulos que encontramos en portátiles. Viendo el catálogo tan variado que encontramos en 3DS, no me extrañaría. Hay juegos que podrían funcionar sin ningún problema en móviles de última generación, si bien es probable que tengamos un problema a nivel de rendimiento, de velocidad... o de muchas cosas.

 

Sí, quizás un móvil no pueda funcionar al mismo nivel que una portátil, ya que la consola está diseñada para eso y el móvil está diseñado para demasiadas cosas como para centrarse en el juego. Sin embargo, que están apareciendo y llevan apareciendo desde hace tiempo títulos muy interesantes y con una empresa importante por detrás es un hecho, por lo que muchos deben dejar de lado esa imagen de “pfff... juegos para móviles”. Grandes franquicias están ya en los móviles, como es Pokémon o Final Fantasy, pero es más que evidente que no podemos pedirle lo mismo a un juego que sale para Android que a uno que sale para PlayStation 4. Esta última frase es una lógica aplastante que cualquiera debería saber, pero a veces se nos escapa.

 

Y se nos escapa, sobre todo, cuando nos anuncian que “el próximo juego de – inserte franquicia famosa aquí – saldrá para móviles”. Empezamos a blasfemar, a cagarnos en todo lo que se menea, desde el director ejecutivo hasta la madre del último empleado contratado. Porque un juego para móviles es más cutre que el resto, ¿verdad? No, chicos, no. No es que sea cutre, es que estamos hablando a otro nivel, igual que no será lo mismo para PS Vita que para Xbox One. Claro que aquí entra también un concepto del que ya hablé hace algún tiempo: No nos hace gracia, y es normal, que la continuación de un juego salga para una plataforma diferente y el tercero en discordia (el cual no entenderás sin el segundo) vuelva a la consola primigenia. Móviles tenemos todos, pero imaginad que sale un juego de Kingdom Hearts que no funciona en cualquier dispositivo y sin el cual no podríamos entender la historia de Kingdom Hearts III, por ejemplo.

 

La evolución de los juegos en iOs y Android ha sido más que notable, y es algo que no deja de darse porque siguen creciendo. Ahora que Nintendo (ojocuidao, no es la única, sólo la que tomo por ejemplo) parece estar tomándose en serio eso de hacer juegos para móviles, nos toca a nosotros, también, tomarnos en serio a los teléfonos y a las tablets. No dejan de ser una plataforma extra, pero, ¿hasta dónde podemos llegar con ellos?

10 de Noviembre de 2015 a las 12:31 por Kysucuac
5
Comentarios
Comentar
    • Es curioso que pongas el ejemplo de Kingdom Hearts ya que esto ya pasó con la misma saga. Chain of Memories no lo jugó ni Peter porque salió en GBA, y para entender muchos detalles y varias cosas importantes en la saga o lo jugabas o el 2 te parecía ciertamente extraño x)
    • No me gusta ni jugar en el móvil ni en la tablet por el simple hecho de que me resulta lo más incómodo del mundo para tal tarea. Es cierto que las pantallas táctiles pueden ser buenas para cierto tipo de juegos, pero desde luego a un plataformas (por decir un género) me saca de quicio.

      No sólo eso, sino que se necesitaría de un buen móvil para jugar decentemente, independientemente de su sistema operativo. No es lo mismo un móvil de 100€ que uno de 800€ que tiene más potencia por las piezas que lo componen.
    • (yo no, mi primerita descarga fue un salvapantallas de una boa constrictor con un elefante dentro)
      referencia a "el principito"? xD
En respuesta al comentario anterior:
    • lejos de improperios y rabietas gratuitas, el móvil no gusta como plataforma de juego, me parece incomodo y nada inmersivo.

      La mala leche vendrá en el momento en que cojan fuerza como plataforma y lo bueno salga ahí, creando un chantaje sutil que te empuja hacia los malditos smartphones.
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Ape Out Ape Out
Ape Out es un salvaje, intenso y colorido smash ‘em up sobre un escape primigenio, con violencia rítmica y un jazz frenético. Adquiere un impulso ...
La LEGO Película 2 El Videojuego La LEGO Película 2 El Videojuego
La LEGO Película 2 El Videojuego es el videojuego oficial de la película, que nos llevará a seguir unos pasos similares a los vistos en el film....