Ducktales remastered y el baile de notas

¿Puede un juego ser, a la vez, criticado y admirado?

Ducktales remastered y el baile de notas

Con el remasterización de Ducktales ha pasado algo que es común en las reviews de videojuegos: la disparidad de las notas. Hemos visto medios a los que nos les ha temblado el pulso a penalizar el título hasta llevarlo al borde del suspenso, mientras otros lo colocaban en el olimpo de los juegos, alabando a WayForward y al resultado de su trabajo. ¿Cuál es el motivo de este baile de cifras? Lo normal sería encontrarse con una misma línea de notas, siempre matizadas por la opinión del redactor ¿pero encontrarse un aprobado raspado en un sitio y un sobresaliente en otro? ¿qué ha sucedido?

 

Este no es un caso aislado, a bote pronto puedo recordar dos: Heavy Rain y Monster Hunter. En los tres casos, si uno se sumerge en comparar los análisis que se le han dedicado, siempre encontrará lo mismo: una incomprensión de lo que se pretendía al realizar el videojuego. ¿Se puede castigar a Heavy Rain por estas más cercano al mundo del cine que del videojuego? ¿y machacar a Monster Hunter porque únicamente matamos monstruo tras monstruo? ¿y machacar a Ducktales por ser el de NES pero con sus gráficos remozados?

 

 

Heavy Rain generó mucha polémica precisamente por esto, no se hablaba de sus virtudes o defectos , se le tiraron piedras o besos únicamente por ser el rarito del colegio. Fue difícil encontrar analistas que realmente se hubieran sumergido en el juego, entendieran lo que se pretendía con él y lo analizaran en consecuencia. ¿Debatir si es un juego o no? ¿A quién le importa si desde el principio se sabía qué iba a estar bailando entre dos aguas? A Monster Hunter se le tachó de repetitivo y de un control duro; pero Monster Hunter refleja el trabajo de un cazador, y el trabajo tiene que ser reiterativo mientras que la jugabilidad llega de la mano del sistema que la soporta, en este caso la PSP.

 

En cuanto a Ducktales, desde el principio se advirtió que se iba a respetar el original, que WayForward iba a realizar una remasterización añadiendo pequeños detalles para poner al día la experiencia, pero que iba a seguir siendo un “rescate” del título primigéneo para trasladarlo a la actualidad. Si este era el plan, es este plan lo que ahora hay que valorar. Va a seguir siendo un juego con detalles retro, con esos razonamientos locos del pasado gracias a los que ver a un pato anciano dando botes con un bastón estaba bien.

 

Con esto no estoy pretendiendo quitarle valor a las notas negativas que pueda recibir el juego. Las opiniones críticas son tan necesarias como las positivas y comprendo que haya redactores a los que el trabajo de WayForward les haya horripilado, es normal; pero es una lástima encontrarse con textos que deciden no sumergirse en el producto que tienen entre sus manos, no seguir el objetivo que se perseguía en su creación y no conseguir transmitir a su audiencia si eso está bien hecho o no; y en el caso de que lo sí lo hayan hecho, no ser capaces de plasmarlo de una manera objetiva. Esto no sucede solo en el mundo de los videojuegos, ocurre siempre que hay un elemento que se deje valorar: libros, cómics, peliculas, etc

 

¿Es Call of Duty un mal juego por ser entrega tras entrega lo mismo? ¿Es la remasterización de Monkey Island mala por no incluir elementos nuevos? Preguntas y más preguntas que sólo se pueden responder si uno es capaz de abstraerse de sus propios gustos y analizar el juego como lo que es y con el motivo de su creación bien claro. Quizás la absoluta objetividad es imposible, quizás yo mismo sea un fanboy de los juegos raros, quizás... De todos modos, y siendo optimistas, lo bueno de esto es encontrarse dos tipos de análisis con estos títulos: aquellos que lo valoran como un producto en sí, aislado de todo, como si te lo fueras a encontrar sin saber nada de videojuegos en una era que no es la suya, o las reviews que tienen mucho en cuenta el momento, su historia, el por qué, sus causas y consecuencias. En el fondo, las dos modalidades son válidas pero ¿son igual de justas?

15 de Agosto de 2013 a las 11:00 por Adrián Suárez Mouriño
1
Comentarios
Comentar
    • Muy buen artículo. Yo soy de los afortunados que pudieron jugar de niño al Ducktales original de NES, tantas veces que te lo finiquitabas en menos de una hora (alrededor de 30 minutos), te aburría, acababas hasta las pelotas del juego, y te quejabas de lo corto que era en comparación con un Megaman 3... xD

      Me quedo con lo mencionado el último párrafo, es justo lo que yo estaba pensando: "aquellos que lo valoran como un producto en sí, aislado de todo, como si te lo fueras a encontrar sin saber nada de videojuegos en una era que no es la suya, o las reviews que tienen mucho en cuenta el momento, su historia, el por qué, sus causas y consecuencias."

      Como dice el dicho: "Para valorar el presente hay que conocer el pasado". Creo que eso se aplica a todo, no solo a la historia en general, si no también al mundo del cine, la música, los videojuegos...
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Capcom Arcade Cabinet Capcom Arcade Cabinet
Nunca fue tan fácil jugar a los clásicos más tempranos de las máquinas recreativas de Capcom. Capcom Arcade Cabin...
Dungeons & Dragons Chronicles of Mystara Dungeons & Dragons Chronicles of Mystara
Capcom nos trae una nueva recopilación, esta vez de dos beat'em up basados en el universo Dungeons & Dragons, que incluye Tower of Doom ...
Epic Mickey Mundo Misterioso Epic Mickey Mundo Misterioso
Mundo Misterioso retoma la idea del clásico Castle of Illusion de Mega Drive, y la aplica al mundo de Epic Mickey, de nuevo en el Pár...
Ficha
X360 WIIU PS3 PC

Género: Plataformas

Lanzamiento: 11/09/2013

Desarrollador: WayForward

Distribuidor: Capcom

Pegi: +3

Comunidad: Foro

Noticias relacionadas

DuckTales ha llegado a dispositivos móviles

Está disponible por 9,99 €

Respetando al máximo la obra original

WayFoward, ejemplar trato a DuckTales

Ir a ficha completa