Replanteando el Ciudadano Kane de los videojuegos

¿Por qué lo buscamos? ¿Tanto puede suponer?

Replanteando el Ciudadano Kane de los videojuegos

El Ciudadano Kane de los videojuegos. Esa gran promesa, esa Segunda Llegada de Cristo que todos esperamos (aunque en nuestro caso quizá sea la primera). Durante mucho tiempo he defendido la idea de que, tarde o temprano, saldrá un videojuego que muestre plenamente las posibilidades artísticas de nuestro medio, sea reconocido por el público e influya a los demás a tomar su mismo camino. The Last of Us fue proclamado por muchos como el tan esperado Ciudadano Kane de los videojuegos, pero para mí no hace nada nuevo. Más bien avanza las convenciones ya existentes hacia un nuevo nivel. Era una evolución, no un cambio de reglas: un refinamiento del que todavía se podía sacar algo más. Orson Welles creó el falso documental e hizo magia con la luz y los planos para hablar sobre el egoísmo humano y criticar al todopoderoso William Randolph Hearts, mientras que Naughty Dog ha hecho un juego sólido en el que la Humanidad se enfrenta a una plaga zombie para hablar sobre cómo reacciona la gente ante la desesperación.

 

Durante un tiempo estuve esperando, pero cada vez que alguien llegaba a preguntarme qué era exactamente el Ciudadano Kane de los videojuegos y qué se necesitaba, me replanteaba más sus bases. The Last of Us ha sido ampliamente reconocido y muestra cómo se pueden utilizar las mecánicas para enriquecer una historia ¿por qué no puede serlo? ¿Y qué hay de Papers, Please, por ejemplo? Lucas Pope puso las mecánicas en el centro de la experiencia para crear su propia historia y el juego fue alabado por la prensa ¿por qué no puede ser el Ciudadano Kane de los videojuegos? ¿Y qué hay de Dark Souls, que cada vez está mostrando más y más cuánto ha influido sobre toda la industria? ¿No merece ese reconocimiento?

 

Half Life GMan

¿Y por qué no Half Life 2?

 

Entonces me doy cuenta. El Ciudadano Kane de los videojuegos no existe. Y si existe, lo más probable es que no lo veamos venir. Quizá ya esté entre nosotros pero no nos hayamos dado cuenta ¿Cómo lo íbamos a hacer? Los estándares generales se fijan mucho en el aquí y el ahora, en el valor de compra. Todos los juegos son buenos porque todos los juegos son sólidos ¿Cómo vamos a poder destacar un juego que trascienda si no estamos acostumbrados a ver la trascendencia?

 

Hace poco vi Una historia de los niños y el cine, un prodigioso film-ensayo del crítico de cine Mark Cousins. A través de esa obra y de su maravillosa serie La historia del cine de Mark Cousins muestra una sensibilidad única a la imagen, una forma de ver el mundo distinta, tan profunda y sentida como fascinante. Escuchar a Mark Cousins hablar te transporta a otro mundo, te hace ver el cine de un modo nuevo, más próximo, más humano. Los planos se convierten en historias, las miradas en emociones profundas. Una imagen vale no más que mil palabras sino que el mundo entero. Cousins sitúa el cine a un nivel de trascendencia especial: viendo sus historias no sólo podemos conocer las obras de aquellos que estuvieron antes que nosotros sino que también podemos aprender. Aprender sobre la vida, la Humanidad, nosotros mismos. Y sólo necesitan imágenes, dos o tres, para hacernos sentir emociones muy profundas. Escuchando a Mark Cousins hablar me doy cuenta de que los videojuegos están muy lejos de llegar a ese nivel, de poder recrearnos en una pequeña escena y sacar un significado subconsciente. El Ciudadano Kane de los videojuegos, si es que existe, no creo que cambie esto.

 

El Ciudadano Kane de los videojuegos es un símbolo de algo mejor, de una meta a alcanzar, de la madurez del medio. Quizá el problema sea el enfoque que le damos: buscamos una obra concreta cuando en realidad deberíamos estar mirando a la imagen global. No tenemos que llegar al Ciudadano Kane de los videojuegos; tenemos que llegar al momento de Ciudadano Kane en los videojuegos. Esto no es algo que se consiga con una sola obra. En los años que sucedieron a Ciudadano Kane llegarían Un paseo bajo el sol, El ladrón de bicicletas o Juan Nadie. En los años que le precedieron ya existían Rebecca, Lo que el viento se llevó y Sin novedad en el frente. Si la industria no hace el esfuerzo por salir de sus esquemas y crear, empujar el medio y hacer obras que vayan más allá de recaudar dinero durante uno o dos años, si no sale del concepto de “juegos como servicio”, si no se arriesga a crear nuevas IPs y a cumplir sus promesas cuando prometa reflexionar, nunca llegaremos a ese punto. Estaremos estancados en la adolescencia del medio, un síndrome de Peter Pan colectivo. Ahora que ha llegado la nueva generación, es un buen momento para mirar hacia el futuro.

10 de Julio de 2014 a las 17:12 por Dayo
10
Comentarios
Comentar
    • En esta oportunidad difiero algo contigo Dayo, creo que el medio ha empezado a madurar, de a poco, pero ha comenzado, mis esperanzas están puestas en los indies y en como estos se toman cada vez mas en serio, estos son el camino para nuestro ciudadano Kane de los videojuegos, y por tus videos puedo saber que piensas igual, lo que hay que hacer como consumidores y críticos, es.... bueno pues darle mas importancia a los juegos quieren ser mas que juegos y poco a poco empezamos a dar esos pasos... tan solo hay que acabar con la copia de tendencias y el puto call of duty!!!!!!
    • Mis esperanzas puestas en un posible cambio de la industria hacia un inicio realmente maduro son muy pocas. Para ello el medio debería expandirse tanto como el cine, y dejar de ser visto como uno enfocado al mero entretenimiento para chavales. Es el consumista quien pide qué tipo de producto quiere. Si la mentalidad de las personas no cambian, menos el producto. Pasará mucho tiempo hasta que eso suceda.
    • Yo, tal y como lo veo, lo que actualmente necesitamos es una obra que de a conocer a los videojuegos como forma artística al mundo en general, ya que al igual que el resto del universo, mi madre sigue pensando en Mario y GTA cuando oye la palabra videoJUEGOS.

      Quitando esto, yo creo que vamos avanzando lenta y esporádicamente. Me explico. Digo que solo necesitamos un reconocimiento porque obras que demuestren en potencial del medio las vamos teniendo poco a poco pero cada cierto tiempo. Así a bote pronto me vienen a la cabeza Half-Life, Shadow of the Colossus, Bioshock y, sobretodo, Journey. Lo que sí es cierto es que estas deberían influenciar más a otras producciones ya que, por ejemplo, jamás consideraré a Metal Gear Solid (a partir del 3, los dos primeros no los he jugado) buenos juegos ya que la historia se desarrolla mediante cinemáticas, la jugabilidad se limita a realizar nuestras tareas. Son buenas películas con escenas de acción interactivas, no buenos videojuegos. Y no me jodáis, MGS4 era insufrible de la cantidad de vídeos que había.

      Así que, en resumen, no creo que necesitemos un juego revolucionario pues poco a poco se está avanzando, aunque sí, las desarrolladoras se deberían fijar en esos casos especiales para poder progresar a mejor ritmo y de manera unánime. Lo que sí es necesario es una obra que de a conocer el arte interactivo más allá del medio, y ya de paso, comenzar a diferenciar los VideoJUEGOS del Arte Interactivo (espero que aparezca un termino más "cool" como el cine), ya que HearthStone no es arte pues se basa en la victoria y en la derrota, al igual que Kingdom Hearts no es un juego pese a tener ese término odiosamente pegado al trasero..
En respuesta al comentario anterior:
    • ¿Por qué razón Kingdom Hearts no es un juego?
      Un buen comentario, coincido contigo, pero no entiendo por qué dices eso de KH.
    • Porque no lo considero un "juego" en el término más estricto de la palabra, yo alego que necesitamos otro vocablo para dirigirnos a este tipo de obras.
    • Algo que deberiamos preguntarnos es ¿que significa "trascender" y que tan trasencendental debe ser la "innovacion" para alcanzar a dicho ciudadano?
    • lo buscamos kemosabe?
      a los videojuegos se les exige pero también exagerar o buscar lo mismo que le funciona a otra industria está ... mal.
    • Poco a poco estamos llegando a ese punto. Lo se. Los jugadores están empezando poco a poco a exigir más. Los propios desarrolladores como Jade Raymond, Hideo Kojima, Ken Levine y Miyamoto se están empezando a hartar de los videojuegos convencionales. Los videojuegos en sí están empezando a cambiar sus tonos, ideas y direcciones. Solo veamos a The Walking Dead como un ejemplo muy reciente. Se que estamos a punto de llegar a ese cambio. No sucederá de la noche a la mañana, pero creo que ahorita estamos viviendo esa transición, por más que hayan factores que den la contra a esta tendencia… como… Peter Moore… tengo fe de que cada vez, a las desarrolladoras les da más por hacer arte. Ubisoft ha hecho Child of Light y Valiant Hearts, y aunque los dos tal ves tengan sus respectivos fallos. Al menos lo intentan, y eso es lo que cuenta. Eventualmente llegaremos a un punto más avanzado, confío en ello.
En respuesta al comentario anterior:
    • El medio no es lo suficientemente maduro, y mucho menos el público. A veces, viendo como año tras año venden millones los tres de siempre, viendo como las desarrolladoras y editoras buscan cada vez más maneras de dar por culo al usuario y quedarse con su dinero a cambio de nada, cómo se satura todo de niños rata comentando CoD y Minecraft... a veces me da la sensación de que intentar meter algo de calidad en los videojuegos es tirarle perlas a los cerdos.

      Por supuesto que hay mucha calidad por ahí, muchos indies y alguna compañía grande que realmente se ve que disfrutan haciendo lo que hacen y que quieren hacer algo bueno, pero el estado actual de la industria huele, y no bien precisamente.
Mostrar más comentarios
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Ape Out Ape Out
Ape Out es un salvaje, intenso y colorido smash ‘em up sobre un escape primigenio, con violencia rítmica y un jazz frenético. Adquiere un impulso ...
La LEGO Película 2 El Videojuego La LEGO Película 2 El Videojuego
La LEGO Película 2 El Videojuego es el videojuego oficial de la película, que nos llevará a seguir unos pasos similares a los vistos en el film....