Quiero más momentos Jessie y menos momentos James en Final Fantasy VII Remake 2

¡Meowth! ¡Bien dicho!

Quiero más momentos Jessie y menos momentos James en Final Fantasy VII Remake 2

En líneas generales, y tras mucho meditarlo, creo que no me gustó Final Fantasy VII Remake. No me gustó la reescritura de Aerith, la forma de explorar esa nueva y preciosa Midgar, el horrible, horrible, horrible diseño de escenarios, su relleno… Y ni un muy acertado reencuentro entre Aerith y Cloud, esos imponentes contrapicados para mirarle la falda a Midgar, ni ese combate buenísimo logran que levante mi dedo hacia arriba.

 

Y creo que el problema es que el juego tiene poco Jessie y demasiado James. Porque de todo lo que se ha añadido nuevo, lo que sí me ha cautivado para ponerlo en un marco encima de mi cama, o para leerle un cuento todas las noches, es todo lo relacionado con Jessie. En especial, cuando vamos con ella a casa de sus padres.

 

 

Ojalá todas las misiones de Final Fantasy VII Remake consistieran en estas historietas tan costumbristas. Ojalá todo el tiempo esto y combates, pero no. Cuando vamos a ver a los padres de Jessie, nos encontramos con la mejor Midgar; la de las pizzas, la de la obsesión por el perrete militar, la que sufre y se favorece del Mako… Es estupendo cómo se nos cuenta la vida de sus gentes y sus gatos. Pero este tramo es solo un destello que se esfuma. Luego llega todo el ‘James’, que nos hace despegar a la velocidad de la luz a unos fantasmas aburridísimos, unas mazmorras aburridísimas, unas secundarías aburridísimas… Que solo logran que recordemos con mayor melancolía a Jessie y todo lo que hemos vivido con ella.

 

Pero aún hay sitio para la esperanza. Yo lo tengo. Cloud y los suyos quieren proteger al mundo de la devastación e impedir que Midgar una a todos los pueblos en una sola nación. Sephiroth quiere extender su poder con eso que vino más allá del espacio exterior; pero para que se produzca el enfrentamiento final, todavía les queda mucho recorrido a los amigos de la verdad y el amor.

 

En este segundo capítulo del remake recorreremos la granja de chocobos, Kalm y todo el continente. Con suerte, llegaremos hasta Gold Saucer; y eso implica mucha cotidianeidad, muchas situaciones que no viajan a la velocidad de la luz y que, esperemos, no nos tengan siempre buscando problemas o preparándonos para ellos. Es decir, puede haber muchos momentos Jessie en esta continuación; es más, parece un episodio más preparado para estos que el primero, pues el tramo original era muy, muy, muy esclavo de la historia.

 

Quiero pasear por Kalm con Aerith. Quiero comer una pizza con Tifa o mojar con una manguera a Nanaki. Eso es lo que le pido a esta continuación: pasar más tiempo de calidad con unos personajes que he echado muchísimo de menos desde PSX. Por eso, ojalá más momentos Jessie.

 

¡Meowth! ¡Bien dicho! ¡Woooooooobuffet!

13 de Agosto de 2020 a las 17:21 por Adrián Suárez Mouriño
1
Comentarios
Comentar
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Final Fantasy VII G-Bike Final Fantasy VII G-Bike
Final Fantasy VII G-Bike, nos pone en un juego que mezcla la alta velocidad con una acción emocionante. Nos encontraremos en medio de una pe...
Final Fantasy Type-0 HD Final Fantasy Type-0 HD
El que una vez formó parte del tridente Fabula Nova Crystallis como Final Fantasy Agito XIII terminó por convertirse en Final Fantasy...
Theatrhythm Final Fantasy Curtain Call Theatrhythm Final Fantasy Curtain Call
Theatrhythm Final Fantasy: Curtain Call es mucho más que una versión extendida del primer Theatrhythm. Esta vez no sólo incluy...
Ir a ficha completa