• Ghost Recon Future Soldier
    • Protagonizados por la voluptuosa modelo Coco Austin y otros famosos.
  • Escrito por Raúl Rosso

Les voy a hablar de campañas publicitarias de éxito, de esas que marcan tendencia y llaman la atención del espectador con propuestas revolucionarias e ideas capaces de unificar al espectador sea cual sea su edad, gustos o condición. Recursos audiovisuales que casi podrían considerarse trampa al resultar un faro en la oscuridad que despunta entre otras tantas anodinas promociones análogas. Efectivamente, les voy a hablar de tetas. Echen un vistazo al vídeo y ahora les cuento.

 

 

La señorita se llama Coco Austin, novia del rapero Ice-T y una celebridad yankee de esas que salen en videoclips y revistas pecaminosas donde son veneradas por ostentar unos cánones de belleza anclados en la oda al bollo cárnico de los 90. Salta a la vista que entre sus inquietudes están los juegos de disparos y acción táctica en consola, de modo que promociona este vídeo promocional para la revista Complex, un magazine de esos para hombres de metrosexualidad declarada que quieren ver fotos guarrindongas con la excusa de leer interesantes artículos sobre maquinillas de afeitar.

 

Va, en serio. Ubisoft ha estado sembrada con esta campaña para promocionar el inminente lanzamiento de Ghost Recon Future Soldier realizando entrevistas a personalidades famosas que hagan pensar al usuario en plan “¡hey, si a él, que es famoso y rico, le gusta el juego, también debería gustarme a mí!”. Y por eso, además de este voluptuoso maniquí, ha prestado su cara para la campaña el jugador de los Grizzlies Kevin Love y Justin Blackmon, un conocido atleta de la NFL. La triada mágica del jugador promedio, su llamada BFD: baloncesto, fútbol y domingas. Pero sobre todo esto último. No es la primera ni la última vez que vamos a ver recursos de este tipo, pero en este caso, dada la naturaleza de la invitada y la diametral diferencia conceptual entre ella y el producto que promociona, siento que empiezo a hacerme viejo para estos trotes.

 

Y yo pensando que ya habíamos superado esa fase, pero el uso de estos recursos sucios propios de tiburones del marketing es una constante en cualquier mercado de consumo que se precie. Luego aparecen cosas como Lollipop Chainsaw, que en un inteligente giro conceptual toma precisamente esos excesos como caballo de batalla y excusa cualquier atisbo de erotismo y sensualidad aplicada al gancho publicitario al ser precisamente esa una parte fundamental de su contenido. Pero en la saga Ghost Recon, que yo sepa, la única carne que vemos es la que se desprende de los enemigos cada vez que amputamos algún miembro. Si es que para algunas cosas estamos todavía en pañales.

Juegos relacionados
Ghost Recon Online
0
Comentarios
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema