Entonces... ¿LucasArts sigue viva?

Tim Schafer, Kickstarter, Grim Fandando y una que resucita

Entonces... ¿LucasArts sigue viva?

Ayer, durante el Gamelab, Tim Schafer -culpable de la gran mayoría de las obras más épicas de Lucasarts y aventura gráfica kami no sama- realizó unas declaraciones en las que explicó que gran parte del éxito de la reedición de Grim Fandango se debía a su espectacular acogida en Kickstarter. 

 

Con un objetivo de 400.000 dólares y un resultado final de tres millones, Schafer reconoce que la gran acogida que los fans realizaron a la idea de la reedición les ayudó en su andadura y, lo que es más importante, a convencer a LucasArts de que la reedición era viable. Y yo me he quedado a cuadros.

 

Una que vuelve de la mexicana tierra de los muertos. 

Como ya todos sabemos, aunque sólo sea por el duro golpe que supuso el cese de desarrollo de Star Wars 1313, a finales de 2012 se aprobó la compra de LucasArts por parte de Disney, lo que culminó con un 3 de abril fatídico en el que la compañía del ratón más cansino del mundo decidió abandonar todos los proyectos en los que estaba trabajando la compañía de Lucas. Desde principios de abril de 2013, LucasArts pasó de ser una desarrolladora de videojuegos a una simple firma que justificara mantener los derechos de sus licencias, lo que hizo que gran parte de sus franquicias pasaran a ser desarrolladas por Disney Interactive o third parties.  

 

gfgf

 

En resumen, la operación se saldó con DICE al mando de Star Wars Battlefront, un reboot de la saga que ha llevado a los directivos de la compañía a justificar su necesidad de ambientarse pasándolo teta jugando a ser jedis por las localizaciones originales de la trilogía -y cuando digo trilogía me refiero a la auténtica Trilogía, no a esa cosa con 'Ewok' McGregor poniendo caritas-. Visceral Games contratando a Amy Hennig para trabajar en un proyecto Star Wars que tiene el ojo puesto en Batman -imagino a Luke colgando de una gárgola y a Leia en plan personaje femenino de Uncharted y se me quitan las ganas-, y el despido de 150 miembros de LucasArts, compañía de la que ha quedado una plantilla de menos de diez personas para justificar la licencia de sus productos. 

 

Multiaventura en la Luna de Endor

 

¿Necesidad de convencerlos?

Es por eso que las declaraciones del amigo Schafer no me acaban de cuadrar. Grim Fandando, un juego muy querido por el público que ya ha recaudado tres millones de pavos, que va a ser desarrollado por su compañía, Double Fine, y publicado por Sony en sus consolas... ¿Necesita la aprobación de una compañía de menos de diez nombres para seguir adelante? No sé si Schafer intenta mantener la integridad de sus antiguos compañeros o es una forma de evitar mencionar a la compañía que inventó el helado de tito Walt, pero a día de hoy LucasArts es apenas un grupo de gente cuyo trabajo consiste en ocupar un asiento. Es Disney, la todopoderosa D, la que se encarga de cortar el pastel.

 

Pero ojo, esto no es malo

Cierto es que nunca es buena idea fiarte de una compañía cuyo máximo exponente es un ratón que tiene a un perro como mejor amigo y otro perro como mascota, pero también es cierto que de todas estas maniobras han salido cosas más que interesantes para el público usuario. La compra de Márvel se ha solventado con un universo Ultimate que no está nada mal, y que contenta por igual a frikis de los cómics y a fanas locas de Hidleston, Downey Junior y Hemsworth. Los nuevos productos de Star Wars, incluso a pesar de Amy Hennig, no pintan mal, y desde luego seran mejores que esos Force Unleashed justetes que no contentaron demasiado a nadie, ni aunque pudieras manejar a Constantino Romero, quiero decir... a Darth Vader

 

Grim fandango cast

 

Y es que, aunque nos dé coraje, Disney tiene magia. Una magia que posiblemente sea oscura y tenga más que ver con el voo doo que con pedir deseos a una estrella, pero que sin duda funciona y logra el objetivo: amasar fortuna y dejar contentos a los fans para un futuro proyecto. Si a esto le sumamos que muchas compañías de calidad surgieron de la vieja LucasArts, entre ellas Telltale Games, Dynamighty con su CounterSpy, la mencionada Double Fine de Schafer, MunkyFun y SoMa Play, la cosa no es como para estar tristes... Especialmente si esto de los remakes se pone de moda y empezamos a reencontrarnos con viejos amigos de la infancia con las posibilidades que ofrecen las teconologías actuales. 

 

Crucemos los dedos porque así sea.

 

¡Nos leemos!

27 de Junio de 2014 a las 10:00 por Rafa del Río
3
Comentarios
Comentar
    • En uno de los videopodcast de Giant Bomb que hicieron durante el E3 salen Adam Boyes (encargado de Sony para firmar cosas 3rd party) y el tio de Disney (que estaba por allí presentando Disney Infinity nosequé).

      Ambos son colegas desde hace mucho tiempo, y omentaban en plan cachondeo sobre cómo a Adam se le ocurrió lo de Grim Fandango y llamó al de Disney, a quien le moló la idea. Casi lo tenían firmado (los derechos los tiene Disney) y preparado cuando se acordaron de Tim, el cual lo flipó mucho cuando se enteró del tema.
En respuesta al comentario anterior:
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Ape Out Ape Out
Ape Out es un salvaje, intenso y colorido smash ‘em up sobre un escape primigenio, con violencia rítmica y un jazz frenético. Adquiere un impulso ...
La LEGO Película 2 El Videojuego La LEGO Película 2 El Videojuego
La LEGO Película 2 El Videojuego es el videojuego oficial de la película, que nos llevará a seguir unos pasos similares a los vistos en el film....