Darkest Dungeon: amor y odio a través de un sistema de probabilidades

Cuando el cariño es ilógico

Darkest Dungeon: amor y odio a través de un sistema de probabilidades

Será por la ambientación demacrada y tenebrosa, por la muerte acechante tras cada esquina o por la cantidad de veces que debo abandonar una misión porque mis héroes no pueden más, pero considero que Darkest Dungeon es exigente. Se piensa más que se actúa, por lo que los maestros más destacados de este título se caracterizan por un dominio importante de todo su sistema de probabilidades. Aún me estoy acostumbrando a este método de juego, por lo que hay varios aspectos relevantes que se me escapan, pero esto no quita que no solo esté disfrutando de la macabra aventura, sino que también me estoy encariñando con mis personajes. Y las razones para que esto suceda son tan ilógicas como el mismo afecto.

 

Cuando un héroe llega a los 100 puntos de estrés, se produce un cambio en su personalidad: la Virtud o la Aflicción. Una característica positiva o negativa que permanece en su comportamiento a lo largo de la misión y puede quedar permanente en su perfil. Bueno, pues hay un 25% de probabilidad de que los héroes tengan una Virtud, y yo tengo una personaje de clase Vestal que siempre ha salido bien de esos momentos decisivos: cuando se estresa o se le termina la barra de vida, desarrolla una virtud, nunca (al menos, por el momento) una aflicción. Y, por ello, la adoro.

 

Batalla en Darkest Dungeon

 

Me ha sucedido algo parecido con Reynauld, el primer Cruzado con el que empieza el jugador. Ha estado a las puertas de la muerte en algunas ocasiones, y en todas ellas, pese a desarrollar alguna Aflicción, ha logrado esquivar y evitar los ataques que podrían haber terminado con su vida. Es cuestión de probabilidades que, en este caso, afectan al desarrollo de la partida del enemigo, pero ahora le tengo un aprecio sin sentido a dicho caballero. Y también sucede al revés: un Maestro Canino que se estresa con más facilidad que los demás y que, al llegar a un punto de inflexión, siempre desarrolla una Aflicción que empeora al resto del grupo. Es, una vez más, una serie de probabilidades que me han salido mal coincidiendo con este personaje, pero ahora evito llevarlo en misiones no solo por sus Aflicciones permanentes, sino porque ya no me cae bien.

 

Aunque toda esta diatriba de probabilidades y personajes con los que generamos empatía o rabia parezca ridícula (y lo es), tampoco es que podamos evitarlo: somos humanos y generamos sentimientos hasta con objetos inanimados. Empezamos en la infancia con peluches y muñecos, creamos opiniones personales hacia actores por su labor en películas o series y aplaudimos u odiamos a seres ficticios por realizar acciones a base de porcentajes y suerte. Y todo esto, sumado al simple objetivo de querer disfrutar del juego y pasárselo, hace que rechacemos la matemática negativa que se represente a través de una figura reconocible y humanizada a través de píxeles.

 

Y qué queréis que os diga, si muchos podéis sentir lástima hacia el Rover Curiosity de Marte por cantarse a sí mismo el Feliz Cumpleaños, yo puedo sentir cariño o rabia hacia mis propios héroes.

27 de Enero de 2021 a las 13:30 por Brenda Giacconi
3
Comentarios
Comentar
    • A mí lo que menos me gustó, y en parte me vino de perlas, es que la aleatoriedad es solo al inicio del combate.
      A ver cómo me explico: si empiezo y hago x ataque con un personaje, el combate siempre discurrirá igual, el enemigo siempre repite el mismo ataque si reinicio el combate.
      Quiero decir, si yo voy metiendo comandos, el enemigo siempre hace la misma secuencia. Si reinicio el combate (esa es la trampa que usaba cuando eran demasiado injustos como hacerme fallar 4 ataques seguidos por ejemplo) y hago otra acción, entonces el enemigo hace otra también, a lo mejor no en su primer ataque, pero sí cambia el combate.
      Con dicho truco sucio, puedes hacer todos los combates de la manera más accesible posible (dentro de lo que se puede considerar accesible en el juego, y si vamos con una mierd* de equipo, pues...).
    • Reynauld (en mi casa le llamamos Reynaldo) ha llegado al final del juego conmigo, (será casualidad o los desarrolladores habrán metido un % mejor en este personaje por algo como lo q comentas?)
      Qué maravilla de juego, desde aquí agradecer d nuevo al señor Pareja por recomendarnoslo.
      Pd: Brenda, hace tiempo q no juego pero juraría q las virtudes \aflicciones sólo aparecen con el nivel de estré. Cuando la vida llega a cero si q subía un montón el estrés pero si no llega a 100 no ocurre
En respuesta al comentario anterior:
    • ¡Cierto! Ahora mismo lo cambio, ¡gracias por avisar!
      De paso he mirado lo que dices de Reynauld y no he encontrado nada, pero a mí también me suena haber oído algo así... Lo único que sé es que es que hace referencia a un cruzado de verdad.
      En todo caso, enhorabuena por llevarlo hasta el final, debe ser difícil xD
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
The Banner Saga The Banner Saga
The Banner Saga es una historia épica de vikingos en la que el jugador decide el curso de la narrativa mediante sus propias decisiones tanto...
Dark Souls III Dark Souls III
Tras su paso por Bloodborne, Hidetaka Miyazaki vuelve al rol de director de la saga multiplataforma de From Software y promete grandes cambios de c...
Fire Emblem Fates: Estirpe Fire Emblem Fates: Estirpe
Un nuevo Fire Emblem para Nintendo 3DS desarrollado por Intelligent Systems, siguiendo en la estela de Fire Emblem Awakening, pero esta vez reparti...
Ficha
PC

Género: RPG

Lanzamiento: 19/01/2016

Desarrollador: Red Hook Studios

Distribuidor: Red Hook Studios

Pegi: Por determinar

Comunidad: Foro

Ir a ficha completa