[Análisis expandido] This War of Mine

Las historias emergentes de la guerra

[Análisis expandido] This War of Mine

Este texto es una expansión del análisis de This War of Mine.

 

Al norte de la ciudad hay un barrio al que la guerra no ha llegado. En una de sus casas vive una pareja de ancianos totalmente indefensa, fingiendo que pueden llevar una vida normal. Pero tarde o temprano los recursos se agotan; mi grupo estaba hambriento y uno de sus miembros estaba gravemente herido. Todas las casas de la zona ya habían sido esculcadas sin resultado. Nada. Buscar en los otros edificios era demasiado arriesgado: nadie del grupo estaba capacitado o dispuesto a enfrentarse a un hombre con una pistola. No hay mucho que se pueda hacer con un cuchillo. Con el tiempo el grupo acabó contra las cuerdas, sin ningún lugar nuevo al que acudir en busca de recursos.

 

Entonces recordaron esa pareja de ancianos. No suponían ninguna amenaza, a lo que aquella noche se decidió entrar en su casa por la fuerza. Ya con la llegada al jardín hubo una buena recepción; vendas, alimentos ¿Qué más esperaba en su interior? Al entrar nadie sacó un arma o pidió ayuda. El anciano se levantó y comenzó a gritar pidiendo que, por favor, no se llevasen nada. Pero el grupo necesitaba recursos y ellos tenían. Al salir corriendo de su casa me sentí como una rata miserable, un intruso que había arruinado vidas. El grupo coincidía: todos se desmoralizaron y entristecieron. Nadie podía creer que hubiesen caído tan bajo como para arruinar la vida a una pareja que apenas podía sobrevivir.

 

Decidimos que no volveríamos a esa casa. Ya habíamos hecho demasiado daño.

 

Pero pasaron los días y no aparecía nada nuevo sobre el terreno. Todas las casas estaban fuertemente vigiladas o tenían habitantes armados con pocas ganas de compartir. Volvió la necesidad y la desesperación y, con ella, volvió la decisión de visitar a los ancianos.

 

La visita no salió como se esperaba. La casa estaba vacía, con la chimenea apagada y un ambiente sombrío y desgastado. En el ático había una nota, una carta de la pareja hacia su nieto. En ella hablaban sobre cómo la guerra les intimidaba pero que esperaban poder vivir en paz, que todo terminaría pronto y que no había razón para preocuparse. La anciana estaba preparando la masa de las galletas que tanto gustaban a su amado nieto y el abuelo hablaba sobre ayudarle a jugar mejor al golf.

 

De pronto me sentí miserable. Había roto una familia.

 

Días después el grupo visitó una iglesia que conectaba con un edificio que contenía varios recursos valiosos. Había un sacerdote guardando a los refugiados y comerciando con el que estuviera dispuesto a ofrecer algo para intercambiar, pero al intentar romper una puerta él lo interpretó como una intromisión y pasó a los puños. Mark, que acababa de ingresar al grupo, no tuvo otra opción que devolver el golpe y mató al sacerdote a golpes. Entonces uno de los refugiados apareció con una navaja y se la clavó hasta quitarle la vida. Era la primera noche de Mark. Al día siguiente, por pura desesperación, el grupo envió otro explorador, esta vez armado con un cuchillo para defenderse. Para asegurarse de que nada saliera mal, acabó con el refugiado que había matado a Mark.

 

La casa se agitó. Los otros refugiados corrieron hacia el cadáver, alarmados, pero en lugar de acudir armados y dispuestos a matar, lo hicieron envueltos en lágrimas e incapaces de creer que realmente habían perdido alguien de su grupo.

 

Expoliamos la zona mientras lloraban sobre su cadáver.

 

El espíritu del grupo cayó en picado. La gente estaba deprimida. Si hay una línea moral, el grupo ya la había cruzado. Habían arrebatado tantas vidas que ellos mismos creían que no merecían vivir más. Y quizá fuese así. Quizá fuese mejor. Pero nadie quería cargar con el peso de otro cadáver.

 

Desde entonces nadie sale a explorar con un cuchillo. Nadie va a mancharse las manos. No buscan pistola ni municiones, no quieren armarse. Si la guerra realmente se cobra no sólo vidas sino espíritus, nadie merece sobrevivir.

 

Nada de esto ocurrió por una imposición del juego, scripts premeditados o misiones cerradas. Fue una cadena de malas decisiones y malas consecuencias, de pensar antes en lo material que en lo humano. Pero eso es lo que hace la guerra; te cambia, te hace enfrentarte a tu yo más indeseable. This War of Mine no necesita artificios para retratar su crudeza. Simplemente es.

15 de Noviembre de 2014 a las 02:06 por Dayo
6
Comentarios
Comentar
    • A mi el juego se me hizo muy fácil. Robé a unos vagabundos y no vi las consecuencias. Además llegué al final del juego con muchisima comida y medicinas. Una vez que conoces las mecanicas del juego es muy simple.
    • Bastante recomendado.

      En mi juego llevo ocho días, ya uno murió desangrado por falta de bandas medicas, no hay comida desde hace tres días y lo poco que tengo es robado noche tras noche porque al no tener materiales no puedo hacer armas.

    • No se si ya es cosa de la edad o qué, pero a mi este tipo de juego ¨Gran Hermano¨, en que la única meta parece ser poner al jugador en una situación (real o no) para enfrentarle a todas las ruindades que puede ser capaz de hacer con tal de ganar, tan sólo me parecen un síntoma de lo jodido que está el planeta y de la banda de pijos en que nos hemos convertido.
    • Ha sido leer el análisis y sentir un frió en la espalda, tengo muchísimas ganas de probarlo, pero me encariño tanto con los personajes (tengan o no historias profundas) que si un error es tan caro, me voy a dar de cabezazos contra el teclado.
    • Recuerda mucho a la crudeza de i am alive, en la que te preguntas que te hace sentirte a ti lo suficientemente especial para quedar tu con vida y no los demás.
Mostrar más comentarios
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Valiant Hearts The Great War Valiant Hearts The Great War
La nueva obra de Ubisoft con el UbiArt Framework que ha dado vida a diferentes estilos de animación 2D como Rayman Legends o Child of Light ...
Papo & Yo Papo & Yo
Informate de todas las novedades de Papo & Yo para ps3, videos, imagenes y mucho mas.
Verdun Verdun
Verdun es un FPS multijugador basado en escuadras y ambientado en la primera guerra mundial. La despiadada ...
Ficha
PC

Género: Aventura

Lanzamiento: 14/11/2014

Desarrollador: 11 bit studios

Distribuidor: 11 bit studios

Pegi: +16

Comunidad: Foro

Ir a ficha completa