Análisis
RAGE 2 XONE

Una auténtica descarga de adrenalina

RAGE 2

Rage 2 es lo opuesto a los mundos abiertos que te predisponen a la estrategia y la planificación, es su antítesis. Hay un paralelismo muy evidente entre embutirte en el uniforme de Ranger y entrar en el nanotraje del primer Crysis, porque en el fondo la intención es la misma: transformarte en una máquina de matar que improvisa sobre la marcha, porque puede hacerlo. Eso, una vez saltan los créditos finales, es la virtud que decanta la balanza definitivamente hacia el lado bueno de las cosas, y es que cuando Rage 2 es divertido, lo es mucho

 

En ese sentido, el ADN compartido entre Avalanche e id Software se nota tanto que el juego casi parece un híbrido literal de producciones propias de cada estudio: tiene la conducción de Just Cause, el óleo y la suciedad de Mad Max y, sobre todo, la rabia de Doom. Como imaginaréis, la cosa brilla especialmente cuando el conjunto se asemeja más al juego de matar demonios, pero sería injusto reconocer el mérito de ciertos elementos heredados de las locuras de Nico Rodriguez que indudablemente mejoran el conjunto, lo redondean. 

 

 

Si algo se mantiene es la ligereza de una historia a la que es mejor no prestar mucha atención, y precisamente por ello será mejor que nos la quitemos pronto de encima. No, no es necesario haber jugado al original para entender lo que ocurre aquí, tanto porque como secuela directa no hace especiales esfuerzos por remitir al primer Rage, como porque lo que aquí se plantea es una trama bastante típica: chico consigue traje con super poderes, villano quiere invadir el mundo, chico busca venganza. Cualquier intento de sacar más profundidad donde no la hay es perder el tiempo. 

 

En cuanto a lo último, es difícil no percibir esto como una oportunidad perdida. Las distintas ciudades de Rage 2 no se ven todos los días y esa mezcla de oxidación, neones y futuro post-apocalíptico con el rosa como color predominante es especialmente atractiva y sugerente. Sus interiores, sus calles y sus gentes tienen tal nivel de recreación que apetece pararse a apreciarlos un rato, y por eso mismo es una pena que terminen siendo poco más que fuentes de información a través de las cuales desvelamos nuevos puntos de interés en el mapa. De esos, ya que estamos, no hay pocos.

 

 

Esa es la gran variable que puede hacer zozobrar al conjunto. Rage 2 es un mundo abierto y, como tal, no va corto de secundarias y localizaciones opcionales a través de las cuales recolectar recursos, puntos de experiencia y demás elementos que repasaremos más adelante. Como suele ocurrir aquí, esto es un punto espinoso porque los amantes del género y de las aventuras que ofrecen mucho contenido estarán encantados; pero los que quieren ir al grano, no tanto. La buena noticia para los segundos, es que lo importante puede terminarse en poco más de diez horas. 

 

Pero aquí hay un punto especialmente remarcable: las habilidades. Resumiéndolo un poco, hay cuatro skills (despedazar, vórtice, barrera y vapuleo) bastante importantes y sobre las que pesa hasta qué punto la experiencia es divertida, pero están escondidas en cuatro arcas, que son zonas opcionales que perfectamente podemos pasar por alto, tanto porque no demos con ellas en el mapa como por no hablar con el NPC que nos las desvele eventualmente. No tiene por qué pasar, pero puede. En mi caso me he pasado más de la mitad de mis 30 horas totales sin el vórtice y la barrera, y tenerlas hace que la acción sea mucho más divertida. Puede que aquí se haya arriesgado más de la cuenta.

 

 

Puestos ya en harina, es momento de hablar del otro gran factor disonante: los desbloqueables. Aquí los hay para todo y además no comparten divisa, por lo que si quieres mejorar el Fénix (tu coche) necesitarás piezas, si quieres ampliar el uso y la afectación de tus habilidades necesitarás nanotritos y si quieres que tu escopeta haga más daño necesitarás modificadores. Hay más tipos de recursos que los que comento, y pese a que cada mejora es sustancial y perder un rato en los menús merece la pena, no dejan de ser cosas que cortan la experiencia y el flow natural que te pide un juego como Rage 2. Quieres pegar tiros, no mirar porcentajes. 

 

A veces da la sensación de que el juego se hace la zancadilla, con cosas como esta o como la inexplicable pausa que se produce tras completar cada tarea. Aquí entra en pausa para que simplemente veas subir una barra de porcentaje (vinculada al tipo de actividad que acabas de hacer) que perfectamente podría resaltarse en tiempo real en una esquina de la pantalla, y si te pones a sumar las veces que aparece en cada partida la cosa es más seria de lo que parece. 

 

 

Aun así, siendo justos, todos los aspectos con los que estoy en desacuerdo no llegan nunca a ser un fallo, no lastran la experiencia. Rage 2 podría ser un juego mucho más equilibrado de lo que es, pero sabe convencer con partes malas que no lo son tanto -su mundo abierto es contenido, consciente de que no gana con una extensión enorme, y hasta los desbloqueables tienen su aquél- y con virtudes innegables. Difícil será que este no termine siendo el mejor juego de acción del año.

 

El ruido de las armas, su peso, el control, el movimiento por el escenario, la verticalidad de sus zonas… todo es indudablemente satisfactorio. Te pones a disparar y el conjunto cobra sentido, cada elemento tiene su utilidad y no sientes que ninguno de los recursos del ranger esté de más. Usas el dash, combinas habilidades como el vórtice y el vapuleo para causar el caos, sacas partido a armas locas claramente sacadas de Just Cause y terminas activando el modo rabia para ser, más si cabe, la máquina de matar definitiva. Es adrenalina en estado puro, eres tú contra el mundo, pero el que huye es él.

 

 

Y con esto mencionaré dos apartados en los que el juego creo que sobresale. Por una parte está la espectacularidad de los combates con los convoys porque, además del concepto shooter más clásico, Rage 2 también nos permite mejorar nuestro coche principal para intentar acabar con patrullas enemigas en combates que son lo más parecido a Mad Max: Fury Road que se ha hecho jamás en nuestro mundillo. Son espectaculares, y también exigen cierta estrategia combinada con buenos reflejos, porque el vehículo principal está diseñado como un pequeño jefe con puntos vulnerables y distintos patrones de ataque. Sin duda aquí el juego brilla. 

 

Como también lo hace contra los mini-bosses, que son su otro gran acierto. En estos enfrentamientos el equilibrio es máximo, porque aunque incluyen sus puntos vulnerables, sus rutinas y demás, también te los puedes ventilar rápido si sabes sacar partido a las herramientas que ofrecen tus poderes. Rage 2 nunca es más estratégico de lo necesario, pero tampoco es un 'mata-mata' de gatillo fácil en el que entrar en modo encefalograma plano. 

 

 

Puede que tenga un acercamiento que empaña un poco sus virtudes, una historia algo plana -con un final abrupto, además- y algunas decisiones de desarrollo cuestionables, pero cuando Rage 2 se pone en faena lo hace como pocos. Lo que en un principio se veía como un lanzamiento cumplidor, como un paso más en la hoja de ruta de Bethesda hasta sus próximos megatones, ha terminado siendo un estreno a reivindicar, a tener de referencia. Porque cuando piensas en él tras terminarlo, solo tienes ganas de volver a sentir la adrenalina que producen sus mejores momentos.

8

/ 10

7
Comentarios
Comentar
    • Es un videojuego dedicado a las personas que les gusta la acción sin ningún tipo de historia. Además, el que tenga la modalidad de mundo abierto ayudará a que las horas de juego aumenten considerablemente.
    • A mi me tiene una pinta un tanto agridulce. Ya el primero me pareció soporiento y no sé, puede que caiga cuando esté barato.
    • ¿Mejor juego de acción del año? Joder. Espero que no. Eso significaría que Doom Eternal no sale este año y tiene que salir este año. ¡Tiene que salir he dicho!

      Y en cuanto al análisis he visto opiniones muy polarizadas... pero bueno, es de esos juegos que acaban en la lista de deseados de Steam para cuando haya alguna oferta.
    • Muy guapo el análisis, de haberlo descartado por completo ahora lo tendré en órbita para cuando esté en los 20€ que más pronto que tarde estará.

      ¿Cual es la valoración mundogamera en PVP?
En respuesta al comentario anterior:
    • En el podcast ha dicho que 45€. Yo también esperaré a que baje a la mitad, o a que descongestione la lista que tengo pendiente. El miedo a la muerte...
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
RAGE RAGE
RAGE es un impresionante shooter en primera persona ambientado en un futuro post-apocalíptico no muy lejano. Descubrimos poco a poco las mar...
Fallout 4 Fallout 4
Vuelve Fallout con su primera entrega desarrollada para la nueva generación de consolas. El primer título desarrollado por Bethesda d...
Información
Caratula
¿Tu nota? 5
8
/ 10
Valoración media de usuarios
2 votos

Género: Acción en primera persona (FPS)

Saga: RAGE

Distribuidor: Bethesda

Pegi:

Juegos del mismo autor
Otros juegos desarrollados por el creador de RAGE 2, id Software
Quake Champions

Quake Champions

Lanzamiento: Ya a la venta

PC

Doom

Doom

Lanzamiento: Ya a la venta

PC PS4 XOne Switch

RAGE The Scorchers

RAGE The Scorchers

Lanzamiento: Ya a la venta

PC PS3 X360

Juegos de la misma saga
Otros juegos de la saga RAGE
RAGE

RAGE

Lanzamiento: Ya a la venta

X360 PS3 PC

Evento destacado