Análisis
Batman: The Telltale Series PS4

Costumbres enmascaradas.

Batman: The Telltale Series

Batman y Telltale Games parecían destinados a encontrarse. Desde su primera temporada de The Walking Dead el estudio ha seguido una línea clara basada en exportar unas mecánicas simples y unas historias moldeables a tus decisiones y a cualquier universo que se preste a ello. Fábulas, Juego de Tronos, Minecraft y otras tantas adaptaciones pasadas por el mismo filtro han terminado evidenciando que los californianos extraerán tanto beneficio como su mina les permita. Pero el día en el que salgan del pozo con el cubo vacío parece acercarse.

 

El murciélago y el hombre tras el traje son otro recurso que suele llenar las arcas de los que sacan una peli, un cómic o un videojuego bajo su nombre. Queremos leerlo, verlo y, desde hace un tiempo, podemos prácticamente ser Batman. Pero en Warner y DC parecen haberse olvidado del término ‘dosificar’ cuando hablamos de él porque, por muy atractivo que resulte su universo, unos años sin saber de Gotham podrían ser positivos para ambas partes. Sin embargo, como dos meteoritos sentenciados a estrellarse en el mismo punto, Batman y Telltale han dado a luz a algo que reafirma su desgaste, por mucho que trate de esconderse.

 

5856e2eb-083c-4575-a87a-70cdb2217404


Bruce Wayne, con capa o sin ella, es un justiciero y no un superhéroe. En este caso el matiz va más allá de ser alguien sin superpoderes: si no existe un mundo justo lo impone, dibujando una línea fina entre la moral y la tiranía. Sus mejores historias lo son precisamente por presentar casos en los que ambos conceptos se desdibujan, donde no sabes si el caballero oscuro es la solución o contribuye al problema. Por eso me resultaba interesante que Telltale se atreviera con un proyecto arriesgado, uno donde las decisiones pudiesen traspasar la pantalla y hablar con nosotros para preguntarnos algo tan breve como profundo: ¿estás siendo justo?

 

Es una pregunta que puede formularse de muchas maneras y que incluso no tiene porqué hacerlo de manera explícita. El problema de Telltale, que va más allá de este juego y se extiende a todas sus últimas producciones, es que todas las decisiones cruciales dan con un mal desenlace. Es un escollo comprensible. En una historia sobre muertos vivientes o familias bajo el yugo de Ramsay Bolton es normal que la cosa vaya a peor, además es lógico que la trama prepare sus distintos clímax con malos momentos, pero el resultado de todo es un producto con el piloto automático donde el jugador no puede frenar, ni dar media vuelta. No puedes preguntarme si estoy siendo justo cuando es imposible serlo; estás en un callejón sin salida.

 

575d8d14-5dc8-44d6-87e3-3f68b2217404


Con ese talón de Aquiles, cada vez más expuesto con nuevos estrenos, el último bastión de Telltale es ofrecer un buen guion, uno que te mantenga pegado a la pantalla mientras simula la existencia de múltiples caminos. Pero con una única flecha puede caerse todo. En el caso que nos ocupa ni Dent, ni el pingüino, ni el nuevo villano -una versión descafeinada de Ra’s al Ghul- consiguen ser contundentes; su enemistad con nosotros queda reducida a un conflicto de intereses porque Batman está más en peligro que Gotham. Vosotros o yo. Se desvanece la sensación de un problema a gran escala, mientras las flechas que apuntan a ese talón podrían cubrir el cielo.

 

El Batman de Telltale no es un mal juego, pero muestra una preocupante tendencia. Podría no presentar los inexplicables problemas técnicos en su versión de PC durante las escenas de acción, no depender tanto de una -confirmadísima- segunda temporada que confiere cierto complejo de antesala a la presente, que no parece el verdadero núcleo de la historia, ofrecer decisiones con más consecuencias dentro de las cuatro opciones de diálogo -tres muchas veces, si tenemos en cuenta que una suele consistir en quedarse en silencio- y retarnos con rompecabezas más elaborados. Pero los que no vengan aprendidos tras pasar por algún título reciente de Telltale ni por la trilogía Arkham de Rocksteady lo disfrutarán, especialmente si les gusta Batman.

 

5856e360-9850-4611-bee3-7321b2217404


Sin embargo, haciendo retrospectiva, los primeros títulos de la nueva línea de videojuegos de Telltale son mejores que nuestro protagonista. Jugándolo, tienes la sensación de estar en el mismo lugar con distintos actores y un nuevo decorado. En algunos puntos parece que será un juego valiente, pero en el quinto capítulo todo se desmorona desenmascarando una triste verdad: has sido un espectador con un peso relativo en lo acontecido. Si aceptas eso, tampoco hay una gran historia que lo compense. Es curioso, pero al tratar de encontrar algo verdaderamente relevante del juego, al final Telltale me deja sin opciones.

6

/ 10

0
Comentarios
Comentar
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Life Is Strange Life Is Strange
Life Is Strange es la nueva obra de los creadores de Remember Me, en un estilo completamente diferente. Esta vez DONTNOD nos trae un estilo gr&aacu...
The Walking Dead Season 2 The Walking Dead Season 2
La continuación de la saga basada en la serie televisiva de zombies nacida a partir del cómic. Esta vez reconoceremos a la peque&ntil...
The Walking Dead 400 Days The Walking Dead 400 Days
400 Days no es la segunda temporada del videojuego episódico de The Walking Dead, sino un nuevo punto de vista de la historia. Un grupo dife...
Información
Caratula
¿Tu nota? 5
2.8
/ 10
Valoración media de usuarios
9 votos

Género: Aventura

Distribuidor: Telltale Games

Pegi: +18

Juegos del mismo autor
Otros juegos desarrollados por el creador de Batman: The Telltale Series, Telltale Games