Análisis
Ashen XONE

El triunfo de la luz

Ashen

Tras causar revuelo en el E3 de 2017 y con poca, muy poca información sobre él, A44 y Microsoft sorprendían al público en la madrugada del 7 de diciembre anunciando su salida automática en Xbox One y la tienda de Epic Games. Ashen aprovechaba el marco incomparable de una The Game Awards en la que lo que menos importan son los videojuegos para anunciar su llegada de lanzamiento a Xbox Game Pass. Se cumplía así el nuevo compromiso de Microsoft de pintar una sonrisa en la cara de los miembros de la suscripción con uno o dos regalos en cada evento que co-protagoniza. 

 

59403395-3bc8-47da-adf0-6defb2217404

 

Un mundo en tinieblas

Ashen tiene un principio épico, casi religioso. En un mundo oscuro, sumido en las tinieblas, se nos narra una rica historia que presenta al Ashen, una divina criatura alada que, tras posarse un día sobre un árbol, trajo la luz al mundo. Durante eones, el Ashen iluminó la tierra hasta que finalmente expiró, y de sus últimos alientos surgieron tres eras, siendo la última, la de los hombres. Extinguida la luz del mundo, viviendo entre tinieblas, comienza nuestra historia momentos antes de que el Ashen vuelva al mundo, correspondiéndonos a nosotros velar por su regreso y no permitir que las criaturas oscuras impidan este renacer. 

 

El misticismo de una historia digna de una canción de Enya en la que se unen lo pagano y los religioso, la eterna lucha entre la luz y la oscuridad con elementos propios y algunos prestados como la presencia del árbol de la vida -una constante en varias culturas y religiones- da apoyo a un juego muy a tener en cuenta. Un título en el que todo sucede al ritmo debido para crear así un conjunto de elementos que avanzan de la mano de la narración para hacernos sentir su historia. Una historia que se mueve a través de las palabras y los diálogos, pero que también tiene su habitat natural en el mundo que vemos, los diferentes escenarios y las melodías y los diseños que se esfuerzan en ser coherentes en una obra que necesita mucho de dicha coherencia para ser comprendida en su totalidad.

 

59403396-af98-426f-bd4c-6defb2217404

 

El viaje del vagabundo

Ashen nos pone así en la piel de un vagabundo errante, un nómada que busca un lugar al que llamar hogar. Tras elegir nuestro personaje, su género y aspecto, comienza nuestro peregrinaje hacia el Ashen y un rincón donde crear una ciudad. A44 nos anima así a avanzar por su bello y nostálgico mundo mientras vamos buscando a nuevos personajes para nuestra ciudad y cumpliendo una serie de misiones que nos ayuden a reparar este mundo roto y propiciar el renacimiento completo del Ashen. 

 

Según vamos avanzando, vamos conociendo a nuevas personas que se convertirán en vecinos que no dudarán en ayudarnos con sus habilidades. Así, según crece nuestra ciudad, podremos mejorar las armas y el equipo, contruir diversos tipos de lanzas, conseguir más objetos que comprar, construir amuletos con distintos efectos positivos y mejorar nuestra cantimplora de vida, el calabacino, potenciando su efecto curativo y aumentando su capacidad. Al margen de esto, volver de vez en cuando a la ciudad nos permitirá subir de nivel tras culminar las misiones y encargos y comprobar el estado de las cosas, así como acceder a los puntos de control que, más adelante y con la ayuda de una criatura celestial, abrirá la opción de viaje rápido. 

 

5c0f73d6-cb4c-4b50-9592-4561b2217404

 

Sólo no puedes, con amigos sí

Ashen es un juego complicado, aunque si bien no llega al nivel al que nos tiene acostumbrado From Software, sí que hace que contar con ayuda en el periplo sea de agradecer. En este caso, A44 propone tres vías, una, la IA de toda la vida, que nos acompañará con un sistema muy parecido al usado en Dragon's Dogma que permite que nuestro aliado decida por sí mismo qué armas usar y cómo actuar en cada caso. Luego tenemos una segunda vía: crear un código y quedar con un amigo para pasarnos el juego en cooperativo, una opción muy de agradecer que hace que el juego aumente aún más en interés y se suavice mucho su dificultad.

 

Finalmente tenemos una última forma de jugar acompañados, una que ha causado muchos quebraderos de cabeza a los jugadores y que ha hecho que Ashen sea acusado de tener una IA terrible sin ser así. ¿Y cómo es esto posible? Pues porque en determinados momentos, si no has desactivado la casilla de multijugador, el juego te empareja con otro jugador al azar con una curiosa decisión: hacer que en pantalla los dos os veais como el jugador principal sin saber en ningún momento que vuestro compañero ha pasado a ser un jugador. Surgen entonces situaciones tan divertidas como que en medio del combate con un boss el compañero desaparezca para dedicarse a rapiñar, huya dejándote solo o decida no curarte porque está demasiado centrado en el combate. La solución es tan sencilla como desactivar la opción multijugador y activarla sólo para jugar con amigos. 

 

5c0f73d4-b100-4b7d-8234-4387b2217404

 

Con un arma en las manos

Ashen ha sido bautizado como el clon de una saga que es la más famosa a la hora de comparar los juegos, pero lo cierto es que es mucho más que eso y lo demuestra a cada pequeño paso que damos en su aventura. Los combates importan, sí, y hasta el más pequeño enfrentamiento puede acabar con nuestro personaje, sobre todo en los primeros niveles, pero añade muchos más elementos y no llega al nivel de dificultad y estress de la mencionada saga, permitiendo una experiencia más fluida que, en compañía de nuestro amigo o nuestra fiel IA, no se hará tan cuesta arriba como en los juegos de From Software.

 

Por lo demás, Ashen se presenta como un buen hack'n slash meditado y sin prisas en el que la ausencia de builds y clases hace que construyamos a nuestro personaje según las armas y equipo que porte. Podremos optar por armas potentes pero lentas a dos manos, armas rápidas a una mano que pueden complementarse con el escudo o el farol en los lugres más oscuros y lanzas a distancia que son limitadas y debemos farmear o construir nosotros mismos. El combate es ágil y contundente, con posibilidad de bloqueo con escudo, esquiva y fijar enemigos, una coreografía bien llevada que se distancia mucho de lo que podemos ver en otros indies del estilo. Curaciones y cambio de armas en tiempo real, la posibilidad de pedir apoyo a nuestro compañero y viejas estrategias como la de huir para separar grupos grandes de enemigos o llamar la atención del más cercano con armas a distancia para no enfrentarnos a bandas masivas completan este espectro. 

 

5c0f73dc-c6f0-49b9-8877-4561b2217404.jpeg

 

Un mundo abierto no tan abierto

Ashen nos propone un mundo abierto por explorar con un tamaño considerable separado en distintas regiones por las que van sucediéndose nuestras búsquedas y misiones. Sin embargo, a la hora de la verdad, no deja de mantener cierto guión no escrito en su exploración que hace que tengamos que agarrarnos a las primeras regiones para mejorar nuestras posibilidades más adelante. Sin llegar al nivel de grindeo y farmeo de otros juegos que comparten género, sí que es interesante apurar al máximo las regiones superadas en busca de alimentos, armas, plumas de Ashen que mejoren nuestros atributos, armaduras y objetos útiles como lanzas. No obstante, no es necesario machacar una y otra vez los mismos niveles, algo que se agradece y que hace de Ashen, a mi entender, una experiencia muy fresca.

 

Respecto a su diseño, Ashen muestra un trabajo minimalista que puede recordar al resultado de Sloclap en Absolver, pero que a pesar de compartir filosofía estética va mucho más allá al dotar a su mundo y personajes de un significado visual que apoya lo que se nos cuenta en la historia principal. El resultado son escenarios más sólidos y redondos con mucho más movimiento, plagado de elementos como ceniza, arena, viento, lluvia y un fantástico uso del color y la iluminación que hace que pronto olvides la falta de rasgos faciales de los personaje. Una gran decisión de diseño a la altura de las suaves melodías y sonidos de Ashen y un espectacular doblaje, en inglés con muy buena localización al castellano en los subtítulos, que terminan por redondear el producto. 

 

5c0f73da-a49c-481e-8152-4386b2217404

 

Hágase la luz

Ashen hace demasiadas cosas bien como para pasarlo por alto o no hacerle el caso debido. Por un lado, nos ofrece una historia de superación y amistad, un maravilloso relato de apoyo y ayuda en tiempos difíciles plagado de misticismo y bondad en esa lucha de la luz contra la oscuridad cuyo mensaje bien podría estar firmado por Hayao Miyazaki o el propio Studio Ghibli. La forma en que consigue que todas sus piezas encajen, su uso de la luz y las sombras y cómo te obliga a seguir su historia es un todo soberbio. Una maravilla que logra acercar un género que empezaba a estar demasiado destinado a un público muy específico a otros jugadores con ganas de vivir aventuras. 

 

Por si esto fuera poco, Ashen hace un maravilloso recorrido por el mundo del videojuego picoteando elementos muy diversos de títulos como King's Field, Azure Dreams, Kingdoms of Amalur: Reckoning, Dragon's Dogma y muchos otros grandes de la historia del videojuego de los que A44 toma tan sólo lo necesario para crear una experiencia tan maravillosa como personal. Si tienes Xbox One y Xbox game Pass, ya estás tardando en jugarlo. Si por el contrario tienes PC, no dejes de echarle un ojo en la tienda de Epic, vas a encontrar uno de esos pocos juegos que demuestran que los indies pueden ser grandes experiencias. 

 

¡Nos leemos!

8.5

/ 10

3
Comentarios
Comentar
    • Gracias Rafa por seguir haciendo estos análisis...
      Lo único que le pido a los Reyes Magos es que sigáis dando guerra sino os echare mucho de menos a tod@s. Yo soy suscriptor del Podcast.. xq sois los únicos que realmente analizáis los juegos con rigor y sentido común. Por cierto Soy un hombre de 45 años casi ya y tengo que decir que tenemos muchas cosas en común amigo Rafa solo hago lo que me gusta y eso es mi familia, mi humilde canal de youtube y por su puesto vuestros Podcast y mundogamer.com Por favor Papa Noel O o los reyes Magos cumplir mi deseo de seguir aprendiendo de este maravilloso Arte con la maravillosa gente de Mundogamer.com
      Un fuerte abrazo para tod@s y uno muy especial para ti Rafa.. NOS LEEMOS!!
      AHH!! se me olvidaba FELIZ NAVIDAD!!
En respuesta al comentario anterior:
    • Lo probé muy por encima con el game pass, pero no le pude dar demasiado tiempo, después de ver esto tocará profundizar este fin de semana en el :D
Para escribir un comentario debes registrarte o acceder al sistema
Entrar
Juegos relacionados
Dark Souls Remastered Dark Souls Remastered
Regresa la primera entrega de Dark Souls para permitirnos vivir sus desafíos que ya resultaron un gran éxito en la generación anterior. Ahora, tamb...
Dark Souls III Dark Souls III
Tras su paso por Bloodborne, Hidetaka Miyazaki vuelve al rol de director de la saga multiplataforma de From Software y promete grandes cambios de c...
Dark Souls II: Scholar of the First Sin Dark Souls II: Scholar of the First Sin
Continúa la ampliación del universo Souls con esta entrega llamada Scholar of the First Sin, que nos permitirá vivir la tensi&...
Información
Caratula
¿Tu nota? 5
7.3
/ 10
Valoración media de usuarios
3 votos

Género: Acción/Aventura

Distribuidor: Microsoft

Pegi: